21 de julio de 2024

El miedo a la anestesia es muy común antes de ingresar a un quirófano. Lo procedimientos actuales son seguros y muy controlados. El Dr. Javier Del Longo entrevista al anestesista Dr. Ramón Balmaceda, quien hace una descripción como para despejar dudas y entrar confiado  a la cirugía.

Hoy cómo se evalúa durante un acto quirúrgico al paciente y si es necesario pedirle algunos estudios para llegar mejor al quirófano?

» Lo que puedo decir es que la evolución tecnológica generó una gran seguridad en la anestesia con el monitoreo intensivo que se tiene ahora de los pacientes que están siendo intervenidos quirúrgicamente, aparte de la evolución en el desarrollo de las drogas que son más eficientes y se pueden predecir sus acciones en el tiempo. Esas dos características han hecho que la anestesia sea mucho más segura en realidad. Por otro lado la gente tiene más información ya sea por internet, por sitios web, por las interconsultas que hacen con los anestesiólogos, con los médicos que hacen el examen pre quirúrgico. Los pacientes calman su ansiedad y reciben información acerca del procedimiento que se le va a realizar y las cosas que van a sentir, si van a tener dolor, cómo se va a tratar ese dolor, la prevención que se puede hacer hoy, para que no tenga un padecimiento en el postoperatorio, en el post quirúrgico. Esas cosas han hecho que los pacientes lleguen a la cirugía más tranquilos, más seguros y más confiados del acto quirúrgico».

En los pacientes antes de operarse es conveniente que hagan esta consulta pre anestésica donde el anestesiólogo explica en qué consiste y también evalúa cómo se encuentra preparado. Yo quiero aclarar también que un anestesiólogo no es solamente alguien que duerme un paciente sino que la anestesiología hoy en día está complementada por la analgesia y la reanimación. Esto es así ?

«El médico anestesiólogo se basa en la reanimación y en la anestesia de los pacientes. Hay una especialidad que es la de dolor, una especialidad que hacemos nosotros, es el tratamiento del dolor crónico en pacientes que lo tienen. Y la reanimación claro es parte nuestra, nosotros estamos todo el día monitoreando signos vitales,  cuando se puede tener alguna eventualidad durante procedimientos quirúrgicos».

Cuando ustedes ingresan  el paciente le hacen la anestesia. Una vez que el paciente llega al punto en el cual consideran que está relajado como para la anestesia, se le coloca un tubo dentro de la garganta para mantener la respiración y todos los controles pasan a estar en manos de máquinas que empiezan a sensar, qué sensan?

«En la anestesia general el paciente va a tener una pérdida de la hipnosis, va a estar dormido  y entonces la anestesia se basa en eso y en un relajante muscular que nos permite a nosotros poder hacer este procedimiento de intubación de una forma muy tranquila y muy segura. El paciente por supuesto va a estar monitorizado con electrocardiograma, saturación de oxígeno y CO2 espirado. Esas son básicamente las medidas fundamentales y la presión arterial que se controla cada tres minutos. Esta es una cirugía de bajo impacto, en una compleja tenemos otras medidas para medir la presión invasiva o sea se avanza un poco más en el monitoreo. Ahora con el tema de la pandemia, en este momento es muy importante porque hay unas guías mundiales, un  protocolo que se tiene que llevar a cabo para poder hacer este procedimiento».

Ustedes están trabajando sobre la vía aérea. Cómo es ahora el procedimiento con el tema del COVID 19?

» Es prioritario asegurar al personal que realiza el procedimiento, tener medidas de seguridad. Tenemos que colocarnos el barbijo N95, otro barbijo quirúrgico arriba, colocamos antiparras, una máscara facial, camisolines, botas, o sea estamos muy protegidos para poder hacer este procedimiento. El airea condicionado del quirófano se apaga, no funciona en ese momento y  estamos sólo dos personas  con el paciente.

Son todas medidas preventivas para evitar que si llegara a haber aerolización del virus no genere contagio en el personal. En ese momento se procede a la intubación, después recién ingresan el cirujano, el instrumentista, la persona que tiene que colaborar en la cirugía»

Estuviste explicando de que se relaja al paciente hasta llegar a un estado de hipnosis importante y entre otras cosas lo que sucedía es que habría que también chequear la consciencia. Se puede medir la consciencia?

«Se puede medir. Hay un dispositivo  que analiza las ondas electroencefalograma del paciente. Son  unos adhesivos que se pegan en la cabeza y lo que hacen es analizar la onda del electroencefalograma y te dan un número es el número te dice si está m está despierto está una actividad de 90 por ciento y si  está dormido, está con menos del 40 por ciento. Nosotros podemos saber si  en plano quirúrgico está despierto. Existe la posibilidad de monitorear la consciencia, es algo muy interesante. Esto es mucho más preciso, te dice directamente el plano de conciencia».

Dr. Javier Del Longo – Ginecólogo MO 1280

Dr. Ramón Balmaceda – Anestesista MO 3765