13 de abril de 2024

La lengua y lo que dice sobre la salud

La lengua es más que un órgano para el habla y el sabor, es un reflejo de nuestra salud. Prestar atención a su aspecto y tonalidad puede ser una herramienta útil para cuidar de nosotros mismos y mantenernos en óptimas condiciones.

Una lengua sana debe tener un tono rosado y estar húmeda y brillante. La capa ligeramente blanquecina que la cubre, conocida como saburra, debe ser delgada y uniforme. Además, no debe presentar grietas ni hinchazón.

 

Aspectos o tonalidades de la lengua que nos dan pistas sobre la salud

  • Un tono blanquecino en la lengua es común y generalmente se debe a la acumulación de restos de alimentos y bacterias. Esto puede provocar mal sabor de boca y mal aliento. Sin embargo, un espesor excesivo de esta capa blanca podría indicar otros problemas, como falta de higiene, deshidratación, problemas digestivos o infecciones. También podría ser causado por una dieta rica en lácteos. En casos más severos, la presencia de hongos en la boca (candidiasis) o leucoplasia en los laterales de la lengua podrían ser responsables del tono blanquecino.
  • En las personas, la tonalidad azulada en la lengua es poco frecuente, pero si ocurre, podría ser una señal de falta de oxígeno en los tejidos. Si esta coloración se intensifica hasta adquirir un tono morado, podría indicar un estado cianótico, lo que significa una falta de oxígeno en la sangre, lo que a su vez podría ser un indicativo de problemas cardiacos.
  • Una lengua con tono rojo oscuro puede ser señal de deficiencias nutricionales, como falta de vitaminas B1, B2, B12 o ácido fólico. Si el enrojecimiento se acompaña de fiebre, podría indicar la presencia de escarlatina, una enfermedad que afecta tanto a niños como adultos y que requiere tratamiento con antibióticos. Por otro lado, si la lengua tiene un aspecto parecido al de una frambuesa, con hinchazón y enrojecimiento intenso, esto podría ser indicativo de la enfermedad de Kawasaki, más común en niños menores de 5 años.
  • Aunque pueda parecer alarmante, la lengua con apariencia oscura, negra y vellosa es una condición inofensiva. Generalmente está relacionada con una higiene deficiente, ingesta de ciertos medicamentos, consumo excesivo de tabaco, sequedad en la boca, o una dieta blanda. El tratamiento implica abordar las causas que la provocan y mantener una mejor higiene bucal.
  • La lengua denominada geográfica es la condición que se manifiesta con manchas irregulares blancas o rojas que le dan a la lengua un aspecto similar a un mapa. Aunque puede ser desconcertante, es un trastorno inflamatorio inofensivo que tiende a aparecer en brotes y rara vez es doloroso. No hay un tratamiento específico, pero medidas como mantener una buena higiene bucal, evitar sustancias irritantes y el uso de colutorios con ácido hialurónico pueden ayudar a mejorar los síntomas. En casos más graves, la aplicación de corticoides puede ser necesaria.

 

Cuidar la lengua

La clave para mantener una lengua sana es mantener una buena higiene bucal. Se recomienda cepillarla regularmente con un raspador lingual o simplemente con el cepillo de dientes humedecido con agua, realizando movimientos suaves de atrás hacia adelante. Además, es esencial mantener una dieta equilibrada y acudir a revisiones médicas regulares para detectar cualquier problema de salud temprano.