19 de julio de 2024

Una médica rural misionera

En homenaje al doctor Esteban Laureano Maradona, desde 2001 cada 4 de julio se celebra en la Argentina el Día Nacional del Médico Rural.

El Ministerio de Salud Pública comparte la historia de Amalia Inés Beatriz Melnicuk médica rural en San Pedro, Misiones.

 

Amalia es médica cirujana, con posgrado en medicina general, ecografía y pediatría. Atiende en San Pedro en los CAPS de Colonia Nueva, Fracran, Colonia Paraíso y en las comunidades Yabotí Poty , Alecrín , Kurupaity, Guavyra Poty del  Área Programática  XVIII y en los operativos Pro.San.E.

Lleva más de 20 años de profesión en la zona Noreste de la provincia. Forma parte del equipo de médicos rurales del sistema público provincial, que a diario recorre colonias y comunidades Mbya Guaraní en San Pedro, acercando la atención primaria a las familias.

Amalia tiene 47 años, es hija de colonos, nacida y criada en San Vicente en colonia Guray. Es mamá de dos niñas y junto a su marido continúan el legado familiar.

Su pasión por la medicina surgió desde pequeña. “Siempre quise ser doctora, cuidar y curar al otro. Hice la primaria y secundaria en San Vicente”.

“Mis padres no querían que estudiara medicina porque tenía que estar muy lejos y sola. Pero trabajé para eso y me fui a inscribir a Corrientes. Recuerdo que era una época muy difícil, mis padres eran productores de yerba y en ese tiempo la yerba no valía nada, así que el dinero era escaso, y mis papás empezaron a plantar tabaco para poder mandarme algo para el alquiler y ayudarme”.

“En el 2004 me convocaron en Salud Pública para sumarme a la atención en las aldeas aborígenes con el doctor Varela. Aún recuerdo ese primer día en que íbamos en la camioneta rumbo a la aldea y para poder llegar teníamos que cruzar un arroyo con el móvil. Ellos ya estaban acostumbrados al camino, pero para mí todo era nuevo y desde ese día me dije, si pude pasar esto, nada me va a detener en mi profesión.

Amo lo que hago y disfruto cada visita a mis pacientes en los CAPS y aldeas, ya son parte de la familia, porque los acompañamos en su crecimiento”.